Alimentación ideal

Artículo publicado el Miércoles octubre 8, 2014 por admin

alimentacion

 

Para llevar una alimentación ideal, necesitamos comer alimentos que incluyan los cuatro grupos de estos; estos son: Hidratos de carbono, Proteínas, Grasas, y el grupo de las Vitaminas y Minerales. Debemos de llevar una alimentación sin deficiencias ni excesos; esto quiere decir que comamos solamente lo que necesitamos de cada grupo de alimentos, ya que la mayoría de las enfermedades, son precisamente por comer demasiados alimentos de un grupo, o muy pocos alimentos de otro.

El grupo de alimentos del cual debemos comer una mayor cantidad, es el de las frutas y verduras (vitaminas y minerales), seguido por el grupo de los hidratos de carbono. Luego en menor proporción, debemos comer alimentos del grupo de las proteínas, y por último, alimentos del grupo de las grasas y los azúcares, del cual debemos comer pocas cantidades, ya que comerlos en exceso, nos puede causar muchos daños a la salud.

Cada uno de estos grupos tiene una función en nuestro cuerpo. La función de los hidratos de carbono es darnos energía para hacer todas las actividades que llevamos a diario. Los hidratos de carbono los podemos encontrar en alimentos como pastas, pan, cereales como el arroz y el trigo, tubérculos como la papa, y en las tortillas. Las proteínas nos sirven para aumentar el tamaño de los músculos, para fabricar hormonas, reparar o cicatrizar tejidos, y tener un crecimiento adecuado. Las proteínas las encontramos en productos tanto de origen animal, como vegetal.

Los alimentos que nos dan más proteínas son las carnes, verduras, leche, huevo, y algunas leguminosas como el frijol y la soya.

El grupo de las grasas es el que más nos preocupa, y al que más tememos incluir en nuestra alimentación. Las grasas, así como los otros grupos de alimentos, son muy importantes, e indispensables en nuestra alimentación. Las grasas contienen ácidos grasos de los cuales hay tres tipos: los saturados, los mono insaturados, y los poli insaturados. Los ácidos grasos saturados son los más perjudiciales para la salud, aunque son necesarios en pequeñas cantidades, y los encontramos principalmente en grasas animales como la carne de cerdo, la mantequilla, y la manteca.

Los ácidos grasos poli insaturados son los más benéficos para nuestro cuerpo y también son indispensables en nuestra alimentación. Dos de estos ácidos grasos poli insaturados son el omega-3 y el omega-6, que son muy importantes ya que nos ayudan a reducir el colesterol en la sangre. Estos los encontramos en el pescado y en varios productos vegetales. Se ha descubierto que el aceite de soya contiene altos niveles de estos ácidos grasos, por lo que lo debemos incluir en nuestra alimentación, ya que además tiene una cantidad equilibrada de los tres tipos de ácidos grasos. La función de las grasas es protegernos del frío, proteger nuestros órganos internos, y son la principal reserva de energía del cuerpo.

El último grupo es el de las vitaminas y los minerales, que nos sirven para mantener en buenas condiciones nuestra piel, cabello y uñas, así como para reforzar nuestras defensas. Las vitaminas y minerales los encontramos en frutas, verduras, carnes, y granos integrales, ya que las vitaminas y minerales se encuentran en la cascarilla de estos.

Recuerda que lo más importante para nuestra alimentación, no es tanto que comemos, sino como combinamos estos cuatro grupos de alimentos.

M. en C. Rodrigo Silveira Puig, Nutriólogo Certificado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *